LA EPIDEMIA COMO ARMA, UNA HIPOTESIS

 

Abril de 2009

 

 La autora de este artículo  sostiene la tesis conspirativa de la pandemia que   ataca indiscriminadamente al mundo en este momento.

 

En verdad el asunto se refiere a lo que en las escuelas militares se denomina  guerras QBN, químicas, bacteriológicas y nucleares y forma  parte de una sofisticada expresión militar que encontró su realización efectiva  con el gas mostaza durante la primera guerra mundial. Los memoriosos recordaran las caras y cuerpos   despedazados por el gas mostaza durante la primera gran contienda europea del siglo XX. En muchos casos los médicos militares aplicaron la muerte eutanasica ante la proliferación de monstruos-verdaderos hombres elefantes –que había dejado como herencia la Gran Guerra orlando las calles y oficinas de pensiones europeas  con su penosa coreografía de desintegración humana. Durante la segunda guerra el gas mostaza ya había sido  expulsado   de   la panoplia táctica de las armas de destrucción masiva y hubo que esperar hasta el proyecto Manhatan para encontrar, con la bomba atómica, un arma de destrucción similar que se creía  tácticamente controlable. La  perdida  radiactiva de Chernobyl demostró esa imposibilidad; también   la  destrucción del submarino Kurks  que contamina en silencio las aguas profundas del Báltico.

 

 Durante  la lucha  inicial de  Al Quaeda contra Occidente . algunos ensayos un poco amateurs del terrorismo islámico  mediante el virus del ántrax enviado por correo a oficinas publicas, reflotaron esa posibilidad pero los blancos eran demasiado previsibles y - las medidas de protección - rápidamente  ejecutadas.

La posibilidad de que esta pandemia  sea  una  consecuencia natural de la ciencia frankenstenianamente aplicada a la guerra es poco verosímil, aunque es una  hipótesis cuya correlación con la realidad nihilista que vivimos no  permite soslayar en su totalidad. Por lo tanto transcribo las inquietudes de la doctora   que se refiere a la extraña muerte de los cazadores de microbios en los últimos años.

Igualmente conviene referirse a los ejercicios de prospectiva  desarrollados por Michel Gaudet.Allí entre las alternativas riesgosas que planteaba la globalización se mencionaba la expansión de las epidemias por la facilidad de la internacionalización de los viajes, la  migración poblacional , la posibilidad de que no solo en la economía la metáfora de la   mariposa que  vuela en Tokio  desencadene un huracán en el Caribe pudiera proyectarse a otros campos. En este caso a la guerra más oblicua, transversal e incontrolable de la historia. Es atractivo  analizar estas tesis aunque     no son demasiado  creíbles.. El propio descubrimiento de América determinó  que los europeos creyeran que la sífilis era un producto importado del nuevo mundo y  hace  solo veinte años  sectores de investigación paralelos sostenían que el SIDA  era una desviación  nefasta de un experimento  militar americano de QBN  que simplemente se había  revuelto contra sus propios artífices.

Veamos  igualmente  este apunte de la doctora Patricia A. Doyle que amplía horizontes atrayentes aunque desde luego carece de acceso a lo que se desarrolla en Rusia, China  y otros países con posibilidades tecnológicas avanzadas.

Esta imposibilidad relativiza  la distorsión, sin excluirla en su totalidad, de ese siglo de ciencia que  paradójicamente habíamos amado tanto.

 

Strategicos.

 

 

Hola, Jeff - Note la cita del artículo adjunto. Recuerdo que cuando yo leí la primera noticia que informaba las muertes de microbiólogos en forma separada. Absolutamente nadie consideró el hecho que las muertes de varios microbiólogos, sobre todo los primero cinco - Dr. Que, Wiley, Schwartz, Paschnek y Dr.. Nguyen - estaba relacionadas. La prensa simplemente informó cada muerte tal como ocurrieron y no las juntó. En esencia, nadie conectó los puntos hasta que usted y yo discutimos la conexión en su programa..

 

Parecería que el Dr. Kelly está relacionado con el fenómeno de las muertes de microbiólogos. Por favor note la cita más abajo. En este esquema de cosas, yo me pregunto ¿Dónde encaja Ken Alibek en todo esto? Él es definitivamente un punto que yo creo (según se dice) conecta no sólo las muertes de los microbiólogos, sino también los ataques con ántrax en el 2001. También creo que (según se dice) Don Rumsfeld es el otro punto.

 

Si usted recuerda, cuando nosotros conectamos los puntos, es decir reunimos las muertes, yo discutí la posibilidad que cada científico tenía un "pedazo del enigma" con respecto a un "arma biológica con un blanco específico". Estoy preguntándome ¿Cómo encaja el SARS en todo esto? ¿Fue el SARS desarrollado en China o en Israel? Esto da que pensar.

 

cita:

"Los dos científicos norteamericanos con los cuales él había trabajado fueron Benito Que, de 52 años, y Don Wiley, de 57. Ambos microbiólogos habían estado involucrados en la secuencia del ADN, lo que podría proporcionar "un marcador genético basado en el perfil genético". La investigación podría jugar un papel importante en el desarrollo de patógenos como armas para dirigirlas contra grupos humanos selectos "identificándoles por su raza". Hace dos años, ambos hombres fueron encontrados muertos, en circunstancias que jamás se han explicado totalmente."

Microbiólogos muertos relacionados con

arma etno-específica

¿Más sobre Kelly... Verdadero o Falso?

 

Dr. David Kelly - el especialista en armas biológicas en el corazón de la continua crisis política del gobierno británico - tenía conexiones con otros tres microbiólogos de nivel mundial, cuyas muertes han dejado preguntas sin contestar.

 

El científico británico de 59 años, estaba involucrado en un trabajo ultra secreto en el Instituto Israel para la investigación Biológica. Fuentes israelitas declaran que Kelly se reunió con científicos del instituto en Londres varias veces en los últimos dos años.

 

Israel no ha firmado la Convención de Armas Biológicas y Toxinas, un tratado internacional ratificado por más de 140 países. Este prohíbe el desarrollo posesión y uso de las armas biológicas y químicas.

 

La CIA, el FBI y el MI5 están examinando ahora las conexiones de Kelly. Sus resultados podrían formar parte de la investigación, que se abrió la pasada semana, por parte del gobierno británico, en el trasfondo de la muerte de Kelly.

Se cree que la investigación de la inteligencia se ha originado en Washington dónde emergió que Kelly tenía contactos con dos compañías de la industria de la bio-defensa norteamericana.

 

Uno de los hombres con los cuales él estaba en contacto fue un ex desertor ruso, Kamovtjan Alibekov. Cuando llegó a Norteamérica, cambió su nombre a Ken Alibek. Ahora es presidente de Hadron Advanced Biosystems - una compañía especializada en medicinas contra ataques biológicos. Kelly estaba considerando renunciar a su puesto en el Ministerio de Defensa para irse a trabajar a Norteamérica. Antes de su muerte, él había sido discretamente contactado por dos compañías. Una de ellas era Hadron Advanced Biosystems, la cual tiene íntimos lazos con el Pentágono.

 

Hadron se describe a sí misma como "una compañía que se especializa en el desarrollo de soluciones técnicas para la comunidad de inteligencia norteamericana". Hadron también tiene ligazón con William Patrick que tiene cinco patentes clasificadas en el proceso de desarrollar ántrax como arma. Él es un consultor de guerra biológica del Pentágono y de la CIA.

 

La otra compañía es Regma Biotechnologies, Kelly ayudó a su fundador, Vladimir Pasechnik, instalarla en G..Bretaña, poniendo a disposición de él, un laboratorio en Porton Down, el establecimiento de guerra química y biológica del país.

 

Regma tiene actualmente un contrato con la Armada norteamericana para "diagnóstico y tratamiento terapéutico de ántrax."

 

Kelly les había dicho a amigos familiares que él quería irse a Norteamérica, así podría obtener el tratamiento especializado que su esposa, Janice, requiere. "Él también se sentía que trabajando en el sector privado norteamericano lo aliviaría de las intensas presiones que devenían de su trabajo gubernamental", dijo un colega en el Ministerio de Defensa.

 

Los dos científicos norteamericanos con los cuales el había trabajado fueron Benito Que, de 52 años , y Don Wiley, de 57. Ambos microbiólogos habían estado involucrados en la secuencia del ADN lo que podría proporcionar "un marcador genético basado en el perfil genético". La investigación podría jugar un papel importante en el desarrollo de patógenos como armas para dirigirlas contra grupos selectos de humanos "identificándolos por su raza". Hace dos años, ambos hombres fueron encontrados muertos, en circunstancias que jamás se han explicado totalmente.

 

En noviembre del 2001, Benito Que dejó su laboratorio después de recibir una llamada telefónica. Poco después él fue encontrado en estado de coma en el parque de estacionamiento del Miami Medical School. Murió sin recobrar la conciencia.

 

La policía dijo que había sufrido un ataque cardíaco. Su familia insistió que él estaba en perfecto estado de salud y declaró que cuatro hombres lo atacaron. Pero, después, extrañamente, la pesquisa familiar volvió al veredicto de muerte por causas naturales.

 

Muchas preguntas restan sobre la muerte de Que:

 

¿Quién hizo el misterioso llamado que hizo que el Dr. Que dejara rápidamente el laboratorio en horas de trabajo? ¿Qué esfuerzos hizo la policía por rastrear a los cuatro hombres misteriosos - después de admitir que fue "probable" víctima de un intento por robar su automóvil? ¿Cuáles fueron sus ligazones con el Departamento de Defensa norteamericano? ¿Qué pasó con su secreta investigación en la secuencia del ADN? ¿Cuán cercanas eran sus conexiones con Kelly?

 

Unos pocos días después que murió el Dr. Que, Don Wiley desapareció al caer de un puente que cruza el Río Mississippi. Él había dejado recién un banquete junto a compañeros investigadores en Memphis.

 

Semanas más tarde, el cuerpo de Wiley fue encontrado 300 millas abajo, en el río. Como con Que, su familia dijo que él estaba en perfecta salud. No hubo autopsia. El examinador médico local entregó un veredicto de muerte accidental. Se sugirió que él sufrió un súbito vértigo y cayó del puente.

 

Nuevamente, Quedan muchas preguntas sin respuestas ante la muerte de Wiley:

 

¿Por qué Wiley estacionó su automóvil en el puente? ¿Por qué dejó las llaves puesta y las luces encendidas? ¿Por qué el automóvil de Wiley estaba en la dirección opuesta de la casa de su padre, que sólo estaba a una corta distancia? ¿Qué pasó con su investigación en la secuencia del ADN? ¿Cuan cercanas eran sus conexiones con Kelly?

 

Kelly mismo era un experto en la secuencia del ADN, cuando él estaba de jefe de microbiología en Porton Down, estaba totalmente inserto en la investigación de los dos hombres.

 

La muerte de un tercer microbiólogo - Vladimir Pasechnik, 64 años - ha dejado más preguntas aun.

 

Kelly había jugado un rol importante interrogando a Pasechnik cuando él huyó a G. Bretaña en 1989, trayendo consigo, detalles de los planes rusos para usar proyectiles cruceros para extender la viruela y plagas, la Muerte Negra de los tiempos medievales que mataron una tercera parte de la población de Europa. Antes de que los planes pudieran completarse, la Unión Soviética se había derrumbado. Pasechnik había advertido a Kelly y a sus interrogadores del MI6 que las armas podrían ser usadas por grupos terroristas - usando proyectiles obtenidos de China o Corea del Norte.

 

Kelly, con la aprobación gubernamental, había ayudado a Pasechnik a crear Regma Biotechnologies. A Regma le fue permitido tener un laboratorio en Porton Down.

 

La investigación allí, es clasificada como top secret. Sin embargo, en agosto del 2002, la compañía obtuvo un contrato con la Armada norteamericana para "el diagnóstico y tratamiento terapéutico de ántrax."

 

El 16 de Nov.. del 2001, Pasechnik fue encontrado muerto en su cama - 10 días después de que él y Wiley se habían encontrado en Boston para discutir los últimos desarrollos en la secuencia del ADN.

 

Fue solamente un mes más tarde que Christopher Davis, ex funcionario del MI6 y un especialista en la secuencia del ADN como una arma potencial, anunció la muerte de Pasechnik.

 

Davis se había retirado de MI6 y asentado en Great Falls, Va. Él confirmó a un reportero que Pasechnik estaba muerto - de un ataque - un mes después que el microbiólogo había sido enterrado.

 

Los detalles del examen post morten no fueron revelados a una investigación, a la cual la prensa no le dio importancia. Colegas que habían trabajado con Pasechnik dijeron que él gozaba de buena salud.

 

¿Por qué se dejó a Davis anunciar la muerte de Pasechnik? ¿Quién autorizó el anuncio? ¿Dirigió la autopsia un patólogo de MI6, tal como una fuente cercana al Servicio declara? ¿Por qué Pasechnik continuó visitando Porton Down una semana antes de su muerte? ¿Quién autorizó su pase de seguridad para entrar en uno de los más restringidos establecimientos en G. Bretaña?

 

La conexión de Kelly con el Instituto de Investigación Biológica en los suburbios de Nes Zions de Tel Aviv también es intrigante.

 

Su conexión con la secreta planta biológica comenzó en octubre del 2001, poco después que un vuelo comercial que se dirigía desde Israel a Novosibirsk en Siberia, explotó sobre el Mar Negro por un proyectil superficie-aire ucraniano.

 

Todos a bordo del vuelo murieron, incluyendo cinco microbiólogos rusos que volvían a su instituto de investigación en Novosibirsk - una ciudad conocida como la capital científica de Siberia. Tiene 50 establecimientos y 13 universidades.

 

Muchas preguntas permanecen sobre la muerte de estos cinco científicos. ¿Por qué el Mossad envió un equipo a Ucrania para investigar la caída? ¿Qué fue de su informe después que este fue entregado al gobierno israelita? ¿Por qué las autoridades ucranianas todavía insisten que no pueden revelar el nombre de los microbiólogos muertos? ¿Los conocía Pasechnik? - o, más importante, ¿Los conocía Kelly?

 

El Instituto para Investigación Biológica es uno de los lugares más secretos en Israel. Sólo Dimona, la instalación nuclear de Israel en el desierto de Negev, está rodeada por más secretos. La mayoría de los 12 acres de instalaciones del instituto son subterráneas. Sólo se llegan a los laboratorios a través de las esclusas de aire.

 

Ha habido informes persistentes que el instituto también está involucrado en la investigación de la secuencia del ADN. Un ex miembro del Knesset, Dedi Zucker, causó una tormenta en el Parlamento israelita cuando él denunció que el instituto estaba intentando crear "un arma étnica específica" en que los Árabes podría ser los blancos de armas israelitas.

 

Patricia A. Doyle,

dr_p_doyle@hotmail.com

Notas Relacionadas: http://harrymagazine.com/200904/fiebre.htm


Portada